Vacuna contra COVID-19: Respuestas a sus preguntas principales

A medida que la vacuna contra el coronavirus se implementa en todo el país, un experto en enfermedades infecciosas responde preguntas sobre su seguridad y la fecha probable en que esté disponible para el público en general.

Vial of COVID-19 vaccine.

Contributor/Bloomberg via Getty Images

Los hospitales de los EE. UU. comenzaron a recibir la primera vacuna contra COVID-19 el 14 de diciembre y a vacunar a los trabajadores de la salud, en el primer paso de la mayor campaña de vacunación en la historia de los EE. UU. El 11 de diciembre, la Administración de Alimentos y Medicamentos (Food and Drug Administration, FDA) de los Estados Unidos autorizó el uso de emergencia de la vacuna contra COVID-19 desarrollada por Pfizer-BioNTech para personas de 16 años de edad en adelante. Una vacuna similar desarrollada por Moderna y los National Institutes of Health para personas de 18 años de edad en adelante recibió autorización de emergencia una semana después.

Los trabajadores de la salud de primera línea y los residentes de hogares de ancianos son los primeros grupos que reciben las vacunas que se implementan en todo el país. Según los expertos, la vacuna puede estar ampliamente disponible para público en general a fines de la primavera o el verano de 2021.

Normalmente, una nueva vacuna tarda años en desarrollarse. Esta vacuna se fabricó en menos de un año, un logro científico increíble, dice la Dra. Kristen Marks, especialista en enfermedades infecciosas del NewYork-Presbyterian/Weill Cornell Medical Center y profesora asociada de Medicina en la División de Enfermedades Infecciosas de Weill Cornell Medicine. “Este logro fue posible porque los científicos aprovecharon lo que aprendieron de brotes anteriores de coronavirus y estudios similares, y la producción de la vacuna se llevó a cabo simultáneamente con los ensayos clínicos, en lugar de esperar a que se completaran”, dice, y agrega que los ensayos clínicos han sido extensos y minuciosos y que no se omitieron pasos en las pruebas.

“Esta es definitivamente la herramienta más importante para poner fin a la pandemia de COVID-19”, dice la Dra. Marks, quien dirige el ensayo clínico de Moderna en el NewYork-Presbyterian/Weill Cornell Medical Center. “La aceptación generalizada de esta vacuna podría permitirnos volver a una vida relativamente normal”.

Health Matters habló con la Dra. Marks, quien respondió preguntas comunes de las personas acerca de la vacuna contra COVID-19.

Dr. Kristen Marks, expert on the COVID-19 vaccine.

Dra. Kristen Marks

¿Es segura la vacuna?
Los datos que se han publicado muestran que estas dos vacunas son muy seguras. Se están llevando a cabo enormes ensayos clínicos en todo el mundo con aproximadamente 44,000 participantes para la vacuna Pfizer y más de 30,000 para los ensayos de fase 3 de Moderna. La FDA usó los datos de estos ensayos para evaluar la seguridad y eficacia de la vacuna para tomar la determinación de uso de emergencia. Las vacunas se seguirán estudiando, bajo la vigilancia de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention, CDC) y otros medios, para conocer la seguridad y eficacia a largo plazo.

¿Es eficaz la vacuna?
Tanto la vacuna de Pfizer-BioNTech como la de Moderna mostraron una eficacia de alrededor del 95 %. ¡Esa es una eficacia extraordinaria y superó con creces las expectativas de todos!

¿Cómo actúa la vacuna?
Tanto la vacunas de Pfizer como la de Moderna son similares en su funcionamiento. Contienen el código de ARNm de una proteína viral. Este código permite que el propio cuerpo de la persona produzca la proteína que luego estimula su sistema inmunológico para crear anticuerpos que ayuden a prevenir enfermedades. La vacuna se inyecta en el músculo del brazo y se requieren dos dosis para que sea eficaz.

¿Por qué dos dosis?
Los estudios científicos sugieren que dos dosis de las vacunas de Pfizer y Moderna son muy importantes para lograr la respuesta de anticuerpos para brindar protección y crear una inmunidad duradera. En el caso de la vacuna de Pfizer-BioNTech, la segunda dosis se administra 21 días después de la primera dosis. En el caso de la vacuna de Moderna, se administra 28 días después. La segunda dosis debe ser del mismo tipo que la primera que recibió. En el momento de su primera vacunación, se programará su segunda vacunación. Algunas de las vacunas en estudio requieren una dosis.

¿Hay reacciones a la vacuna?
Es común tener algunas reacciones leves después de vacunarse. No todos las experimentarán, pero algunos pueden hacerlo. La reacción más común informada es dolor en el lugar de la inyección. Otras reacciones pueden incluir fatiga, dolor de cabeza, dolores musculares, dolores articulares y, con menos frecuencia, fiebre. Estas reacciones son normales y son una señal de que su cuerpo está desarrollando inmunidad. Si ocurren, tienden a empeorar un poco después de la segunda dosis de la vacuna, pero deberían desaparecer en un par de días. Es importante controlar su cuerpo y mantenerse bien hidratado. Puede tener ibuprofeno o acetaminofén a mano en caso de que lo necesite, pero no es necesario que lo tome antes de colocarse la vacuna. Comuníquese con su médico o con el proveedor de vacunación si alguno de estos síntomas no desaparece o si experimenta otros síntomas.

¿Es posible contraer COVID-19 a partir de la vacuna?
Es imposible que la vacuna le dé COVID-19 porque no contiene el virus vivo o incluso el virus inactivado. Es una idea errónea y un miedo común, pero no hay forma posible de contraer COVID-19 a partir de la vacuna.

Si después de recibir la vacuna usted tiene síntomas que duran más de un par de días, como fiebre, especialmente si va acompañada de tos, le recomiendo hacerse la prueba de COVID-19 en caso de que haya estado expuesto al virus anteriormente para recibir la vacuna.


“Es imposible que la vacuna le dé COVID-19 porque no contiene el virus vivo o incluso el virus inactivado.”

— Dra. Kristen Marks


¿Es gratuita la vacuna?
Sí. La vacuna se proporciona sin costo alguno. Los proveedores de vacunas pueden cobrar una tarifa por administrar la vacuna, pero se espera que esté cubierta por el seguro, o para aquellos que no tienen seguro, por un fondo del gobierno, según los CDC.

¿Cuándo estará disponible la vacuna?
Los trabajadores de la salud de primera línea y los residentes y el personal de hogares de ancianos son en gran medida los primeros que están recibiendo la vacuna. Un comité de expertos organizado por los CDC llamado Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización (Advisory Committee on Immunization Practices, ACIP) ha emitido una orientación sobre cómo los estados deben planificar e implementar la vacuna contra COVID-19 dentro de sus jurisdicciones. Por lo tanto, cada estado tendrá en cuenta la orientación del ACIP y la interpretará en el contexto de su propia situación local y lo que es mejor para su estado. El ACIP ha publicado recomendaciones para un lanzamiento gradual de la vacuna. Recomienda que los adultos de 75 años de edad en adelante y los “trabajadores esenciales de primera línea”, como maestros, socorristas y empleados de tiendas de comestibles, sean la segunda prioridad; y que la tercera prioridad se centre en las personas de 65 a 74 años más las de 16 a 64 años con afecciones médicas de alto riesgo y trabajadores esenciales no incluidos en la segunda fase, incluidos los trabajadores de restaurantes y de la construcción.

¿Debería vacunarme si he tenido COVID-19?
Sí. En este momento, no hay suficiente información disponible para decir si alguien puede estar protegido de contraer COVID-19 nuevamente, o durante cuánto tiempo después de la infección puede estar protegido. La recomendación actual del ACIP es recibir la vacuna incluso si ya ha tenido COVID-19. No es recomendable vacunarse durante el período de la enfermedad por COVID-19 en sí.

¿Debo cubrirme la cara y practicar el distanciamiento social si me vacunan?
Sí. Hasta que sepamos más sobre cuánto tiempo alguien está protegido después de recibir la vacuna, las personas deben continuar usando todas las herramientas para ayudar a prevenir la propagación de la COVID-19, incluido el uso de mascarillas y la práctica del distanciamiento social, para estar seguras. A medida que las vacunas se distribuyen más ampliamente, algunos de estos requisitos pueden cambiar.

¿Quiénes NO deben recibir la vacuna?
Según el ACIP, si ha tenido una reacción alérgica grave a cualquiera de los componentes de la vacuna, no se recomienda que reciba esa vacuna específica en este momento; y si tuvo una reacción grave después de la primera inyección, no debería recibir la segunda. Dicho esto, la gran mayoría de las personas con antecedentes de alergias puede recibir la vacuna de forma segura. Hasta que tengamos más información, las personas con antecedentes de una reacción alérgica grave, como anafilaxia, a cualquier vacuna o medicamento inyectable deben tener cuidado al recibir la vacuna. Si eso se aplica a usted, hable con su proveedor para decidir cómo proceder. Además, el ACIP recomienda que se observe a todos durante 15 a 30 minutos después de la vacunación.

En el caso de las mujeres embarazadas, el American College of Obstetricians and Gynecologists recomienda que no se les niegue la vacuna y que no se requiere una conversación con su médico antes de la vacunación, pero puede ser útil para orientar su decisión. La vacuna de Moderna es para adultos de 18 años de edad en adelante, aunque se han iniciado ensayos en niños de 12 a 17 años.  La vacuna de Pfizer-BioNTech no estará disponible para niños menores de 16 años en este momento; actualmente, Pfizer la está probando en niños de hasta 12 años, y otros estudios incluirán incluso a niños más pequeños. Antes de recibir la vacuna, informe al profesional de la salud que le administra la vacuna si tiene fiebre, alergia, está inmunocomprometido o está tomando un medicamento que afecte su sistema inmunológico. Si bien a las personas inmunocomprometidas se les ofrecerá la vacuna, aún no sabemos qué tan bien funciona. Deben seguir dependiendo de otras medidas como el uso de mascarillas y el distanciamiento social para su protección. Si recientemente recibió otra vacuna, por ejemplo, contra la influenza, debe esperar 14 días antes de recibir esta vacuna.

Los funcionarios de salud pública recomiendan una vacuna como la principal y mejor forma de protegerse contra COVID-19. “No creo que la pandemia de COVID-19 termine sin ella; la vacunación es algo pequeño que cada uno de nosotros puede hacer para tener un gran impacto en nuestra comunidad”, dice la Dra. Marks. “Asegúrese de que sus amigos y familiares busquen información de fuentes confiables como los CDC y NewYork-Presbyterian; hay mucha información errónea dando vueltas. NewYork-Presbyterian se compromete a brindar información precisa y actualizada sobre la vacuna contra COVID-19”.

Kristen Marks, M.D., es especialista en enfermedades infecciosas y médica tratante del NewYork-Presbyterian/Weill Cornell Medical Center y profesora asociada de Medicina en la División de Enfermedades Infecciosas de Weill Cornell Medicine. También es codirectora de la Unidad de Ensayos Clínicos de VIH/SIDA de Cornell, donde lleva a cabo varios estudios de tratamiento relacionados con el virus del VIH y el virus de la hepatitis. Actualmente, dirige el ensayo clínico de la vacuna contra COVID-19 de Moderna en el NewYork-Presbyterian/Weill Cornell Medical Center.

Additional Resources