Stories of Science, Care & Wellness
Close Menu

Vaping and COVID-19 – Spanish

El coronavirus es una infección respiratoria que pueden atacar a los pulmones, lo que podría poner a los vapeadores en mayor riesgo de complicaciones por COVID-19.

El nuevo coronavirus que causa la enfermedad COVID-19 es de una familia de virus que causa infecciones respiratorias. Es por ese motivo que las personas con enfermedad pulmonar crónica o asma moderado a severo se encuentran entre las personas con mayor riesgo de contraer enfermedades graves por COVID-19.

Esto también significa que las personas que participan en actividades que afectan sus pulmones, incluyendo fumar y vapear, pueden correr un mayor riesgo de desarrollar complicaciones si contraen la enfermedad, según el National Institute on Drug Abuse (Instituto Nacional contra la Drogadicción).

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades han descubierto que 20 % de los pacientes que deben ser hospitalizados tienen entre 20 a 44 años, y algunas autoridades de la salud están especulando si existe una conexión entre la tasa de hospitalización de este grupo y la alta tasa de vapeo entre esta misma cohorte.

Para comprender mejor la posible relación entre el vapeo y COVID-19, Health Matters habló con el Dr. Brendon Stiles, un cirujano cardiotorácico asociado que atiende en NewYork-Presbyterian/Weill Cornell Medical Center y profesor asociado de cirugía cardiotorácica en Weill Cornell Medicine.

¿Hay alguna razón para creer que las personas que vapean corren mayor riesgo de desarrollar complicaciones graves por COVID-19? Si es así, ¿por qué?

Ciertamente sabemos que vapear en sí puede provocar inflamación y enfermedades pulmonares graves, así como un mal funcionamiento del sistema inmune en los pulmones. Por lo tanto, es de esperarse que quienes vapean o fuman pueden ser más susceptibles a complicaciones pulmonares después de una infección por COVID-19.

¿Cómo afecta a los pulmones COVID-19?

COVID-19 puede dañar el revestimiento de los sacos de aire de los pulmones (alvéolos) donde se transporta el oxígeno hasta la sangre. A medida que esos sacos se llenan de líquido, células muertas y otros residuos, se evita que el oxígeno pase. Los pulmones tienen una apariencia blanquecina en las radiografías de tórax o tomografías computarizadas de los pacientes con neumonía o neumonitis por COVID-19 a causa de los sacos de aire que se llenan. Los sacos de aire normalmente están llenos de aire y se ven negros en los estudios radiográficos.

¿Cuáles son algunas de las afecciones pulmonares causadas por vapear o fumar que podrían empeorar los síntomas de COVID-19 o causar complicaciones graves?

Vapear puede causar la enfermedad respiratoria aguda EVALI (lesión pulmonar asociada al cigarrillo electrónico o al vapeo), un gran ejemplo de enfermedad respiratoria aguda. En general, puede manifestarse con disnea, tos y respiración rápida y poco profunda. Los estudios que evalúan los cambios patológicos en los pulmones de las personas que vapean han descrito inflamación aguda, daño a los sacos de aire que son necesarios para el intercambio de oxígeno y puntos focales de neumonía. Todos estos cambios pueden causar una enfermedad similar a la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (COPD). Podría esperar que COVID-19 amplifique cualquiera de estos cambios.

¿Podría el vapeo ser una razón para la cantidad de jóvenes diagnosticados con COVID-19?

En este momento no sabemos cómo los hábitos de vapeo entre los jóvenes están relacionados con COVID-19, pero es curioso que los hospitales de todo el país están atendiendo pacientes más jóvenes que están bastante enfermos, algunos de los cuales requieren intubación y ventilación. Una teoría es que es más probable que las personas más jóvenes hayan tardado más en aplicar el distanciamiento social y para autoaislarse cuando sintieron los primeros síntomas. Una vez que superemos este aumento inicial y tengamos la oportunidad de observar de cerca los datos, será interesante determinar si aquellos pacientes que necesitaron intubación tenían antecedentes de tabaquismo, vapeo u otra enfermedad pulmonar subyacente

Algunos informes muestran que el nuevo coronavirus es más mortal en los hombres que para las mujeres. ¿Las tasas de tabaquismo tienen algo que ver en esto?

Los primeros datos de China e Italia podrían sugerir que los hombres tienen más probabilidades de infectarse que las mujeres, pero también sugieren que las tasas de mortalidad en los hombres podrían ser entre un 65 % y un 75 % más altas que en las mujeres. Las razones de esto no están del todo claras en este momento. Podría ser que los hombres son más propensos a fumar que las mujeres en estos países y, por lo tanto, es probable que tengan una enfermedad pulmonar subyacente más grave. Esto podría predisponerlos a una insuficiencia respiratoria y a la muerte. También hay algunas teorías interesantes y algunos experimentos anteriores que sugieren que el estrógeno puede proteger en cierta medida contra las infecciones virales.

¿Qué consejo le daría a las personas que vapean?

Les recuerdo a los pacientes que los daños del vapeo han sido bien documentados. Está claro que el vapeo puede aumentar la adicción a la nicotina, se asocia mucho con la lesión pulmonar aguda y podría causar cáncer en el futuro. Este sería un buen momento para dejar de fumar y un momento terrible para comenzar.

Brendon Stiles, M.D., es cirujano cardiotorácico asociado que atiende en NewYork-Presbyterian/Weill Cornell Medical Center y profesor asociado de cirugía cardiotorácica en Weill Cornell Medicine. El Dr. Stiles es un defensor de los pacientes con cáncer de pulmón y de la investigación del cáncer en general. Es presidente de la Junta Directiva de la Lung Cancer Research Foundation (Fundación de Investigación de Cáncer de Pulmón). Puede encontrar al Dr. Stiles en Twitter, @BrendonStilesMD, donde frecuentemente comenta sobre el cáncer de pulmón, interactuando directamente con pacientes y grupos defensores.