Stories of Science, Care & Wellness
Close Menu

Grocery Shopping Safety – Spanish

Siga estos 8 pasos cuando realice los mandados esenciales para reducir el riesgo de contraer COVID-19.

Mientras los investigadores trabajan para encontrar una vacuna para el nuevo coronavirus, la mejor manera de prevenir la enfermedad continúa siendo evitar la exposición a COVID-19. Esto significa quedarse en casa y practicar el distanciamiento social. Pero, ¿qué sucede cuando necesita artículos esenciales, como comida y medicamentos? ¿Qué puede hacer para protegerse mientras compra en el supermercado y realiza los mandados esenciales durante la pandemia de COVID-19?

Health Matters consultó al Dr. Michael Ford, médico internista de atención primaria en NewYork-Presbyterian Medical Group Hudson Valley, acerca de sus consejos sobre cómo pedir comida y entregas durante la pandemia.

Limite las salidas a la tienda.

Minimice el tiempo que permanece en los lugares como supermercados y farmacias al abastecerse de lo que necesita. Los médicos, por ejemplo, pueden recetarle un suministro de medicamentos por 90 días. En el caso de los alimentos y otros suministros, no acumule, pero sepa lo que necesitará así compra lo suficiente para que le dure al menos dos semanas. “Planifique con anticipación y abastézcase al comprar comida y medicamentos que duren”, dice el Dr. Ford. “De esta manera, limita el riesgo de exposición porque sale de casa con menor frecuencia”.

Use una mascarilla facial.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention, CDC) recomiendan usar una mascarilla facial de tela cuando se encuentra en lugares públicos. El 15 de abril, Andrew Cuomo, gobernador de Nueva York, también emitió la orden que exige que todos los neoyorquinos usen mascarillas faciales cuando no sea posible el distanciamiento social. (Los respiradores N95 y las mascarillas quirúrgicas deben ser reservados para los trabajadores de la salud y socorristas médicos).

Muchas personas han aprovechado la oportunidad para ser creativos y coser sus propias mascarillas de tela, pero también se pueden crear fácilmente con un pañuelo o una bufanda. “Si es una bufanda liviana, use dos para hacerla más gruesa”, dice el Dr. Ford. “Cualquier mascarilla es mejor que ninguna. Solo asegúrese de cubrir la nariz y la boca”.

No se olvide de lavar las mascarillas faciales de forma habitual.

Los guantes no lo protegerán en su totalidad.

El Dr. Ford recomienda no usar guantes mientras realiza las compras ya que puede producir una falsa sensación de seguridad. “Esto puede parecer contradictorio, pero cuando las personas usen guantes se despreocupan por las superficies que tocan con las manos”, explica. “Los guantes pueden captar sustancias, y las personas luego pueden tocarse el rostro y transmitir esas sustancias. Si está en un lugar público sin guantes, será mucho más cuidadoso al tocar las superficies. Lleve con usted desinfectante para manos (que contenga al menos 60 % de alcohol), úselo con frecuencia, evite tocarse el rostro, y lávese las manos inmediatamente al llegar a casa”.

Repase el carrito antes de realizar las compras.

Ya que usted no es el primero que manipula un carrito de compras, y no será el último, repase la agarradera del carrito de compras antes de usarlo. Use una toallita desinfectante a base de alcohol que contenga al menos un 70 % de alcohol, si la tiene. Algunas tiendas proveen toallitas desinfectantes en la entrada para alentar este comportamiento.

Practique el distanciamiento social cuando esté en una tienda.

Aunque muchas personas están en sus casas, las tiendas pueden estar concurridas. Trate de mantener una distancia de al menos 6 pies respecto a otras personas, incluso cuando esté esperando para pagar. Algunas tiendas están aplicando esta política al permitir que solo un cierto número de personas ingresen a la vez. Los expertos destacan que el virus se transmite principalmente de persona a persona a través de gotitas del sistema respiratorio que se producen cuando una persona infectada tose o estornuda, por lo que el distanciamiento social es una herramienta muy importante para ayudar a frenar la propagación de COVID-19.

Manipule las compras y los paquetes con cuidado.

“Los datos aún no están claros con respecto a cuánto tiempo el SARS-CoV-2, el virus que causa COVID-19, puede permanecer en las superficies”, dice el Dr. Ford. Los CDC señalan que, debido a poca capacidad de supervivencia de los coronavirus en las superficies, es probable que exista muy bajo riesgo de propagación mediante productos alimenticios o envoltorios.

Sin embargo, el Dr. Ford agrega que diferentes superficies podrían ser más “acogedoras” para el virus que otras. “Supuestamente, una superficie no porosa como el plástico o el metal sería una superficie menos acogedora para el virus y es también mucho más fácil de limpiar. Una superficie más porosa, como la tela, es más difícil de limpiar. Las cajas de cartón son probablemente un punto intermedio”.

Para reducir el riesgo, el Dr. Ford recomienda usar bolsas desechables y dejar las compras o los paquetes fuera de la casa y repasarlos antes de ingresarlos. Si los ingresa, manipule las compras de la siguiente manera.

  1. Deje los artículos en el piso en lugar de colocarlos sobre la encimera.
  2. Lávese las manos.
  3. Desempaque y repase los artículos y guárdelos.
  4. Lávese las manos.
  5. Deseche las bolsas y los envoltorios.
  6. Lávese las manos.

Recuerde repasar también cualquier superficie con la que haya estado en contacto, incluidos manillas, manijas del refrigerador y encimeras de la cocina. Luego, por supuesto, lávese las manos.

Limpiar productos agrícolas es una decisión personal.

Si bien es bastante fácil repasar los contenedores, los productos enlatados y las cajas de cereales, manipular frutas y verduras es una tarea compleja. Algunas personas sugieren lavar las frutas y verduras en una solución jabonosa, aunque los CDC, la Administración de Alimentos y Medicamentos (Food and Drug Administration, FDA) de los EE. UU. y el Departamento de Agricultura de los EE. UU. todos han declarado que “actualmente no hay pruebas de que los alimentos, los contenedores o los envoltorios de los alimentos estén asociados con la transmisión de COVID-19”.

El Dr. Ford entiende el impulso de querer limpiar bien las verduras y frutas crudas. Pero cuando se trata de lavarlas con agua y jabón, “creo que puede ser una exageración”, dice. “Pero las personas deben hacer lo que sientan más cómodas”.

Tenga en cuenta que el alcohol, la lejía y los detergentes de limpieza no son seguros para el consumo, por lo que se recomienda generalmente diluirlos en agua.

Opte por los envíos, si puede.

Cuando le envían las compras y otros artículos de primera necesidad, usted reduce el riesgo de exposición porque se queda en casa. Esto es válido también para la comida para llevar. Si bien el riesgo de exposición no desaparece del todo, “un envío sin contacto significa que usted no sale de su casa y no tiene contacto con ningún trabajador del servicio de comidas”, dice el Dr. Ford.

Para el caso de los alimentos o los productos básicos del hogar que vienen en una caja, siga las mismas medidas de desinfección que se han mencionado anteriormente. Para el caso del envío de comidas a domicilio, saque la comida del envoltorio y colóquela en un plato, deseche el envoltorio y lávese bien las manos después de manipularlos. ¿Le preocupa manipular la correspondencia y los periódicos? Debido a que el papel posee una superficie más porosa, es difícil desinfectarlo. El Dr. Ford recomienda abrir y leer la correspondencia con guantes. “Lo mismo puede hacer con los periódicos o puede empezar a leerlos en línea”.

Incluso durante una pandemia, seguimos necesitando productos de primera necesidad. Seguir estas medidas implicará tener una experiencia más segura al comprar y guardar alimentos o al recibir comida en el domicilio.

Michael E. Ford, M.D., es médico internista de atención primaria en NewYork-Presbyterian Medical Group Hudson Valley y profesor asistente de medicina en el Departamento de Medicina Interna de Weill Cornell Medicine. Durante más de una década, el Dr. Ford ha practicado como médico internista y participa activamente en la investigación de medicina interna. Su investigación en bacteriología ha sido publicada en varias revistas médicas, y ha presentado sus hallazgos en reuniones médicas anuales.